Corpus Cristi ciclo C

CORPUS CRISTI C

Jesús no comparte su deseo ni su exclusivismo. Tiene otra cosa en mente. A ellos les toca darles de comer, eso forma parte de su tarea de anuncio del Reino. Les contesta: «Dadles vosotros de comer». La negativa se reviste de sentido común: hablan de lo poco que tienen y de la nece- sidad de comprar. Sus categorías son las de la sociedad injusta que el Reino interpela. Continúan «contando» y «alimentándose» con los valores a los que Jesús les había invitado a renunciar cuando los envío en misión: «No cojáis ni bastón ni alforja, ni pan ni dinero».