Cuarto Domingo de Adviento – Ciclo A

confiaJosé, su esposo, que era justo y no quería denunciarla, decidió repudiarla en secreto. Habitualmente, cuando hablamos o pensamos en el tiempo de Adviento no pensamos de una manera especial en san José, sino en Juan el Bautista, en María, la madre, y, por supuesto, en el niño que nacerá en el portal de Belén. Sin embargo, los dos primeros capítulos del evangelio, según san Mateo, nos dan pie para hablar de san José como una figura muy singular y significativa, aunque de una manera muy particular, en el Adviento.

Puedes descargarte la Hoja Parroquial aquí.